viernes, 18 de diciembre de 2015

ÁVILA, SEGOVIA Y MONASTERIO DEL ESCORIAL

Una escapada muy recomendable es la que podemos realizar en un fin de semana a las ciudades de Segovia y Ávila. En ellas podemos encontrar un patrimonio histórico impresionante. Comenzando por el Castillo de Coca, en Segovia.


 El acueducto de Segovia es uno de los mejores vestigios romanos con el que podemos toparnos.

 El Alcázar de Segovia, coronando el cerro, con unas vistas impresionantes y un interior espectacular.

 La catedral de Segovia.












 También podemos desplazarnos a la Granja de San Ildefonso, donde poder disfrutar de un palacio increíble y unos jardines impresionantes.




 Para culminar, el Monasterio del Escorial, lo mejor el panteón, donde los Reyes de las Españas descansan.





 Lo mejor de Ávila son las murallas que rodean la ciudad, simplemente espectaculares, y en un estado de conservación fantástico.